Imprimir
Categoría: Noticias
Visto: 1609

Ratio: 5 / 5

Inicio activadoInicio activadoInicio activadoInicio activadoInicio activado
 

 

Las decisiones de los Estadounidenses

Manifestación pidiendo que corten el financiamiento público de Planned Parenthood. Foto: Flickr de American Life League (CC-BY-NC-2.0)
Manifestación pidiendo que corten el financiamiento público de Planned Parenthood. Foto: Flickr de American Life League (CC-BY-NC-2.0)

 

WASHINGTON D.C., 10 Nov. 16 / 01:06 pm (Fuente: ACI).- La presidenta de la multinacional del aborto, Planned Parenthood Federation of America (PPFA), Cecile Richards, remitió un correo a los colaboradores de la organización, reconociendo que se sienten devastados y enojados por la victoria de Donald Trump sobre Hillary Clinton, en las elecciones presidenciales del 8 de noviembre.

Devastados. Enojados. Con el corazón roto. Indignados. Conmocionados. Tristes. Asqueados. Avergonzados. Desanimados. Agotados. Destrozados”. Con estas palabras, Richards describió la situación anímica de la organización, acusada desde mediados de 2015 de traficar con órganos y tejidos de bebés abortados en sus instalaciones.

Planned Parenthood había invertido más de 30 millones de dólares en la campaña de Hillary Clinton a la presidencia.

El 8 de noviembre, contra la mayoría de los pronósticos de las encuestadoras, Donald Trump, del Partido Republicano venció en las elecciones presidenciales a la favorita, la candidata del Partido Demócrata y ex secretaria de Estado de Barack Obama, Hillary Clinton.

En las elecciones el Partido Republicano obtuvo también la mayoría en el Senado y la Cámara de Representantes.

En las últimas semanas, Trump se comprometió con los grupos pro vida y católicos de Estados Unidos a defender la vida, cortar el financiamiento a Planned Parenthood y nombrar jueces pro vida para la Corte Suprema de Justicia. Por su parte, Clinton ofreció en el último debate presidencial, el 19 de octubre, defender a Planned Parenthood y la industria del aborto en el país.

Google reveló que la palabra aborto fue la más buscada en relación con Trump y Clinton el día de las elecciones.

Para la presidenta de Planned Parenthood, sus simpatizantes, así como ella, “no tenemos posiblemente suficientes palabras para describir nuestros sentimientos sobre lo que sucedió en esta elección y lo que nos espera”.

Sin embargo, Richards aseguró que “seguiremos luchando” y que las puertas de sus clínicas de aborto “se quedan abiertas”.

Diversos líderes pro vida han destacado que la victoria de Trump en las elecciones fue una importante derrota para Planned Parenthood.

La presidenta y fundadora de Live Action, Lila Rose, destacó en un comunicado que, tras las elecciones, “es crítico que nos unamos para hacer que el señor Trump cumpla esas promesas y corte el financiamiento a Planned Parenthood, nombre jueces pro vida para la Corte Suprema y asegure que el dinero de los contribuyentes nunca sea forzado para financiar abortos”.